23/07/2014 - El satélite soviético Cosmos-1151 lanzado en 1980 caerá a la Tierra el 4 de agosto aproximadamente, comunicó hoy el portavoz de las Tropas rusas de Defensa Antiaérea y Espacial, coronel Alexéi Zolotujin. “El descenso de la órbita de los fragmentos del aparato espacial Cosmos-1151 se espera el 4 de agosto de 2014. La fecha y el lugar definitivos de su caída pueden cambiar bajo efectos de factores exteriores”, dijo.

26/8/14

SETI: "Se podría encontrar vida extraterrestre, pero los políticos se oponen"

"Hay muchos investigadores, académicos escépticos, sobrios incluidos, que piensan que la vida fuera de la Tierra es desenfrenada. Sugieren que las pruebas pueden aparecer dentro de una generación", comenta Shostak en su artículo en el portal 'The Conversation'. Meses antes, en mayo, hablando ante el Congreso de EE.UU., el astrónomo daba una cifra aún más exacta: pronosticó poder encontrar vida alienígena en nuestra galaxia en los próximos 20 años. Al mismo tiempo, Shostak destaca un obstáculo clave para tal optimismo: los políticos.
El candidato clave para albergar vida alienígena sigue siendo Marte. Sin embargo, hay especialistas que apuestan también por las lunas de Júpiter y Saturno
A lo largo de las últimas dos décadas el telescopio Kepler de la NASA permitió descubrir miles de planetas que giran alrededor de otras estrellas. Un análisis más profundo de los datos del Kepler permite suponer que al menos una de cada cinco estrellas puede tener un planeta cuyo tamaño y temperaturas promedios sean los mismos que los de la Tierra. Tales planetas podrían tener atmósfera y agua líquida. Es decir, solo la Vía Láctea podría contener miles de millones de 'primos' de la Tierra, sostiene el astrónomo jefe del SETI e insiste: "es muy difícil aceptar que todos estos mundos son estériles".

Nuevos misterios en Titán, la luna gigante de Saturno

Titán, la mayor de las lunas de Saturno, con más de 5.000 km de diámetro, la segunda mayor del Sistema Solar tras Ganímedes, satélite de Júpiter, y ambas mayores que el planeta Mercurio, es el mundo más similar a la Tierra en nuestro sistema planetario —con el permiso de Marte—.

Nuevos misterios en Titán, la luna gigante de Saturno
Esta luna es un mundo curioso, el único que junto a la Tierra posee extensiones importantes de líquidos, lagos y mares, pero no de agua sino de metano. Allí la temperatura es tan baja (unos -200º C) que el metano, que es un gas en la Tierra, se convierte en un líquido. Mientras que en nuestro planeta se produce el ciclo del agua —el agua de los mares y océanos se evapora y se convierte en nubes que darán lugar a la lluvia— en Titán se produce el ciclo del metano. Éste, en estado líquido, forma lagos y mares, que se evaporan en parte cuando la temperatura del enorme satélite aumenta lo más mínimo, forma nubes y llueve metano. La atmósfera de Titán contiene nitrógeno y metano en abundancia, el suelo está lleno de hidrocarburos y posiblemente se dan condiciones muy similares a las que tuvo la Tierra cuando se inició la vida, por ello es un enorme laboratorio para buscar la vida primigenia.

¿La huella de las primeras estrellas del Universo?

Investigadores japoneses pueden haber encontrado el rastro de una población estelar hipotética conocida como población III, las primeras estrellas del universo. La teoría predecía que esta primera generación estelar estaría formada por estrellas gigantes, con masas cientos de veces la del Sol, que habrían colapsado en supernovas particularmente violentas.

Ahora, un equipo de científicos liderados desde el Observatorio Astronómico Nacional de Japón (NAOJ) informa en la revista Science de que una estrella en principio muy pobre en metales conocida como SDSS J0018-0939, probablemente fue enriquecida con elementos como el hierro por una supernova de este tipo, por lo que lleva la huella impresa de una población estelar III. Así lo revelan los datos recogidos del Sloan Digital Sky Survey de EE.UU. y el telescopio japonés Subaru.


En la imagen se muestra cómo las estrellas masivas y luminosas de primera generación del universo podrían formar un grupo o clúster. Entre ellas, las más masivas, con más de cien veces la masa del Sol, podrían explotar y expulsar material que incluiría elementos pesados, especialmente el hierro.

25/8/14

Observan unas misteriosas luces borrosas cerca de un gran agujero negro

La NASA, gracias al innovador telescopio orbital nuclear NuSTAR, observó como una misteriosa fuente de rayos X, fenómeno conocido como 'corona', se aproximaba a un gigantesco agujero negro. La fuerza de gravedad del agujero negro atrajo cada vez más a la corona, estirando y desenfocando el halo de rayos X en el proceso, según publicó la NASA.

"La corona finalmente fue tragada por el agujero negro, provocando que la intensa gravedad atrayente del agujero negro succionara toda la luz a través de los discos colindantes del agujero negro, donde se almacenan el resto de materiales que este absorbe hacia él", dijo Michael Parker, del Instituto de Astronomía de Cambridge, Reino Unido.

"Aún no comprendemos con precisión cómo se produce una corona o por qué esta cambia su forma, pero al menos vemos la composición de sus materiales girando alrededor del agujero negro, y eso nos permitirá estudiar mejor este fenómeno, su naturaleza y su comportamiento [...] ", destacó la investigadora principal, Fiona Harrison, del Instituto de Tecnología de California (Caltech), en Pasadena.

Los astrónomos opinan que los agujeros negros supermasivos, que pueden contener millones de veces la masa del Sol, se encuentran en el núcleo de la mayoría de las galaxias. Este agujero negro observado por el NuSTAR, conocido como Markarian 335 (Mrk 335), es 10 millones de veces más grande que el Sol y se encuentra a 324 millones de años luz de distancia de la Tierra.

Un meteorito que cayó en California, relacionado con la formación de la Luna

En los albores del Sistema Solar, un objeto del tamaño de Marte bautizado como Theia impactó contra la Tierra creando una gigantesca explosión, inimaginable para la mente humana. Restos del planeta salieron disparados a toda velocidad hacia el espacio y finalmente, formaron la Luna. Ahora, unos 4.500 millones de años después, los astrónomos han encontrado una roca relacionada con ese momento. Se trata de un meteorito que se estrelló en una casa de California en el año 2012, según una investigación liderada por el Instituto de Búsqueda de Inteligencia Extraterrestre de la NASA (SETI).

Las cámaras del sistema Allsky Meteor detectaron la caída de la roca en Novato, al norte de California. Vecinos de la localidad escucharon que algo golpeaba el techo de su garaje y encontraron el primer meteorito (en total se descubrieron seis). La superficie del meteorito era de color negro, los que los investigadores atribuyen a los impactos sufridos hace 4.472 millones de años, entre 64 y 126 millones de años después de la formación del Sistema Solar.

«Nuestra investigación ha revelado una larga historia que se remonta a cuando la Luna se formó a partir de la Tierra, después de un impacto gigante», explica Peter Jenniskens, responsable del estudio. Como explica su colega Qing-zhu Yin, profesor de la Universidad de California (UC), «sospechamos que el impacto que formó el satélite pudo haber esparcido los restos por todo el sistema solar interior y golpear el cuerpo progenitor del meteorito de Novato».

Dos enanas blancas, las madres de la supernova 2014J

Los análisis de las imágenes enviadas por telescopios profesionales como el Hubble, el Spitzer y el NuSTAR, entre otros, revelaron a los astrónomos que la anómala falta de emisiones de radio provenientes de la supernova 2014J fue producida por dos enanas blancas, explicó Rob Beswik en una publicación en la web de la Universidad de Manchester, Reino Unido.

Las enanas blancas son restos de estrellas que se generan cuando el combustible interno nuclear de una estrella pequeña, de un tamaño unas 10 veces inferior al del Sol, se agota y expulsa progresivamente sus capas de hidrógeno hasta quedar con un núcleo desnudo y deteriorado de oxígeno y carbono. Durante este proceso, hasta convertirse en enana blanca, la estrella expulsa el 40% de su masa.

Investigan el gran 'bombardeo' que sufrió el Sistema Solar hace 3.400 millones de años

Científicos de la Universidad de Curtin (Australia) han arrojado luz sobre la historia del 'bombardeo' de asteroides que sufrió el Sistema Solar.

Esta roca, encontrada hace siete años, tiene unas características únicas que sugieren que proviene de un gran asteroide que no ha sido identificado hasta ahora. El autor principal del trabajo, Fred Jourdan, cree que el meteorito es una evidencia de que hace más de 3.400 millones de años se produjeron una serie de colisiones de asteroides.

"Casi todos los meteoritos que hemos ubicado en la Tierra provienen del asteroide Vesta, el segundo más grande del Sistema Solar. Pero después de estudiar la composición y la órbita de la roca encontrada, parece que deriva de un gran asteroide sin identificar, que habría dividido en pedazos durante una o varias colisiones", ha indicado el investigador.

El equipo de expertos ha fechado el meteorito con la técnica del argón-argón, un método bien conocido para eventos de impacto. A través de este método, obtuvieron tres series de edades que indican que el meteorito registró tres eventos de impacto entre hace 3.600 y 3.400 millones de años.

24/8/14

El telescopio Hubble revisa la edad de los cúmulos de estrellas

Los cúmulos globulares son grandes bolas de viejas estrellas que orbitan alrededor de su galaxia anfitriona. Durante mucho tiempo se ha creído que todas las estrellas dentro de uno de estos clusters se forman al mismo tiempo, una propiedad que se ha utilizado para determinar la edad del cúmulo.

Sin embargo, observaciones detalladas han demostrado que esto no es del todo cierto. Estos grupos están formados por múltiples poblaciones de estrellas nacidas en diferentes momentos y la causa, se piensa que es la gravedad: los cúmulos globulares más masivos logran apoderarse de más gas y polvo, que luego se puede transformar en nuevas estrellas.

Hubble ha captado ahora una imagen del cúmulo IC 4499, un caso un tanto especial, ya que se encuentra en algún lugar entre los cúmulos globulares de baja masa --que muestran una sola generación de estrellas-- y los cúmulos globulares más complejos y masivos --que pueden contener más de una--. Mediante el estudio de objetos como IC 4499 los astrónomos pueden explorar cómo la masa afecta a los miembros de un mismo grupo.

Las estrellas enanas rojas podrían ser los mejores lugares para hallar vida alienígena

Las enanas rojas son el tipo más común de estrellas en el Universo, y casi cada una de estas estrellas pueden tener un planeta situado en su zona habitable, por ello, un estudio, publicado en 'International Journal of Astrobiología', ha determinado que deben ser los mejores lugares para buscar vida alienígena.
Las enanas rojas, también conocidas como estrellas enanas M, son hasta 50 veces más débiles que el Sol y entre 10 y 20 por ciento más masivas. Constituyen el 70 por ciento de las estrellas en el Universo y, en los últimos tiempos, los astrónomos están descubriendo más y más planetas alrededor de ellas. Concretamente, los hallazgos del observatorio espacial Kepler de la NASA revelan que, al menos, la mitad de estas estrellas albergan planetas rocosos que son de media cuatro veces la masa de la Tierra.
En este sentido, los expertos señalan que los planetas del tamaño de la Tierra parecen abundantes en el cosmos, al igual que los mundos que son más pequeños que la mayoría de los gigantes de gas, similares a Neptuno (que tiene 17 veces la masa de la Tierra).
Una teoría principal en la formación planetaria sugiere que a medida que los planetas embrionarios se desarrollan en los discos de gas y polvo que rodea a las estrellas recién nacidas, migran hacia el interior. Sin embargo, los modelos de migración sugieren que planetas del tamaño de Neptuno deberían ser más raros de lo que realmente son.

China centra su poderío espacial en la Luna

Solamente un país fue capaz de poner al hombre en la Luna: Estados Unidos. Tres países consiguieron poner algún artefacto sobre la superficie de nuestro satélite: la antigua Unión Soviética, Estados Unidos y finalmente China. Otros potencias como Japón, Europa, India o Hong Kong, han enviado naves a la Luna para orbitarla o simplemente sobrevolarla, con más o menos éxito.

China tiene su programa espacial enfilado hacia la Luna. Desde el 14 de Diciembre de 2013, en la misión «Chang'e-3» (nombre en honor a la diosa china de la Luna), el vehículo robótico «Yutu» (conejo de jade) deambula sobre la superficie lunar analizando su geología e intentando localizar recursos naturales. Este es el único ingenio humano que de momento se mueve por la Luna. Estaba destinado a durar tres meses, pero ya van ocho. Es el último todoterreno no tripulado enviado a la Luna desde 1973 tras el «Lunojod 2» soviético y el último que ha realizado un aterrizaje suave en la superficie lunar desde la misión «Luna 24» lanzada por la Unión Soviética en 1976. La nave «Chang'e-3» aterrizó en la Luna en la Bahía de los Arcoíris.

«Yutu» se posó en un lugar muy empedrado y ha sufrido daños considerables por ello. Pero el principal reto al que se enfrenta, es el cambio de temperaturas entre el día y la noche de la Luna, que puede superar los 300ºC. La Luna al no tener atmósfera, no conserva el calor como la Tierra, por ello los cambios de temperaturas son extremos.

23/8/14

La formación de estrellas en un grupo de galaxias no es continua

Observaciones con el Gran Telescopio Canarias (GTC) de un grupo de galaxias muy distantes permiten comprobar, por primera vez, que la formación de sus estrellas no ha sido continua.
Para comprender cómo se formaron las primeras estructuras en el Universo, los astrofísicos estudian las galaxias más lejanas. A estas galaxias, muy difíciles de observar, se las reconoce porque las líneas espectrales de sus elementos químicos aparecen muy desplazadas hacia el rojo.
Es el caso de las dos galaxias primitivas, que un equipo liderado por investigadores del Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC) y de la Universidad de La Laguna (ULL) ha analizado con el espectrógrafo OSIRIS del GTC. Muy próximas entre sí y en interacción con una tercera, estas galaxias han tenido al menos dos brotes de formación estelar, uno hace 100 millones de años y otro muy reciente, hace tan sólo 2 millones de años.
ARQUEOLOGÍA ASTRONÓMICA
El modelo teórico más aceptado que explica cómo se formaron las galaxias ('modelo jerárquico') establece que las más grandes se formaron como resultado de la fusión de galaxias más pequeñas. En estos violentos procesos siempre se producen intensos brotes de formación estelar, tras los que se generan nuevas galaxias, más grandes y masivas que sus progenitoras.

Cassini rastrea el desarrollo de nubes sobre el mar de Titán

La nave espacial Cassini ha capturado recientemente imágenes de nubes que se mueven a través de los mares de hidrocarburos del norte de la luna de Saturno, Titán. Ahora, los expertos quieren seguir la evolución de este fenómeno que, a su juicio, podría marcar el comienzo de las tormentas de verano que los modelos atmosféricos han predicho desde hace tiempo.
Cassini obtuvo estas fotografías a finales de julio, cuando se alejó de Titán después de un sobrevuelo cercano. Las nubes se han registrado encima del gran mar de metano conocido como 'Ligeia Mare' y han permanecido allí durante más de dos días. Las mediciones de movimiento de las nubes indican que la velocidad del viento en la zona es de alrededor de 3 a 4,5 metros por segundo.
Con esta investigación los científicos de la NASA quieren responder a algunas preguntas generadas durante los 10 años de actividad de Cassini. Desde su llegada al sistema de Saturno, los expertos han observado con frecuencia la actividad de nubes cerca del polo sur de Titán, un fenómeno que se registra siempre a finales del verano.

Más pistas del gran 'bombardeo' que sufrió el Sistema Solar hace 3.400 millones de años

Científicos de la Universidad de Curtin (Australia) han arrojado luz sobre la historia del 'bombardeo' de asteroides que sufrió el Sistema Solar. Los nuevos datos obtenidos se han recogido del estudio realizado a un meteorito volcánico que ha sido recuperado en Australia occidental.
Esta roca, encontrada hace siete años, tiene unas características únicas que sugieren que proviene de un gran asteroide que no ha sido identificado hasta ahora. El autor principal del trabajo, Fred Jourdan, cree que el meteorito es una evidencia de que hace más de 3.400 millones de años se produjeron una serie de colisiones de asteroides.

"Casi todos los meteoritos que hemos ubicado en la Tierra provienen del asteroide Vesta, el segundo más grande del Sistema Solar. Pero después de estudiar la composición y la órbita de la roca encontrada, parece que deriva de un gran asteroide sin identificar, que habría dividido en pedazos durante una o varias colisiones", ha indicado el investigador.
El equipo de expertos ha fechado el meteorito con la técnica del argón-argón, un método bien conocido para eventos de impacto. A través de este método, obtuvieron tres series de edades que indican que el meteorito registró tres eventos de impacto entre hace 3.600 y 3.400 millones de años.

22/8/14

La NASA capta un fenómeno «raro y extremo»: un agujero negro atrapa un haz de luz

Un agujero negro «supermasivo» rodeado de una fuente de rayos X que se aproxima hacia su centro. Esta imagen, distribuida por la NASA, recuerda a aquella que se llamó «la mano de Dios» en el espacio. Un evento catalogado de «extremo y raro» por la agencia y que muestra al agujero negro rodeado por una brillante luz en un fenómeno conocido como «corona». Este brillo, mucho más intenso cuanto más cerca del centro, es consecuencia de la radiación que lo envuelve y que hace que los rayos X parezcan «encendidos».

La imagen se ha podido realizar gracias al telescopio nuclear NuSTAR, que la NASA lanzó al espacio en 2012 para analizar las emisiones de rayos X de alta energía del centro de la Vía Láctea y otras regiones extragalácticas.

«La corona colapsó durante su acercamiento hacia el agujero negro como resultado de la intensa gravedad que empujaba toda la luz por encima de los discos que lo rodean, donde los materiales giran en espiral», ha explicado Michael Parker, del instituto de Astronomía de Cambridge, en una nota de prensa hecha pública por la NASA.

El suceso es consecuencia de la intensa gravedad del agujero negro, que arrastra los rayos X emitidos hacia el interior del agujero negro. Así, el fenómeno corona surge de una extrema distorsión de la luz de los rayos, algo que se había visto antes pero nunca con la precisión de ahora.

Hallan firmas de materia oscura en el gas caliente presente en los cúmulos de galaxias

Un equipo de científicos del Instituto Harvard-Smithsoniano podría haber detectado firmas de materia oscura en el gas caliente que se encuentra en los cúmulos de galaxias. Según han apuntado los expertos, habrían dado con el conocido como neutrino estéril.
Las galaxias se encuentran, a menudo, en grupos o racimos. Por ejemplo, la Vía Láctea es miembro de un grupo de alrededor de tres docenas de galaxias --incluyendo la galaxia Andrómeda situada a unos 2 millones de años-luz de distancia--. Pero también hay grandes cúmulos que pueden contener miles de galaxias, todas unidas por la gravedad.
El espacio entre las galaxias no está vacío. Está lleno de gas intergaláctico caliente, enriquecido con elementos pesados que se escapan de las galaxias y se acumulan en el medio de los cluster durante miles de millones de años de evolución estelar y galáctica. Estos elementos pueden ser detectados a partir de sus líneas de emisión en rayos X, e incluyen oxígeno, neón, magnesio, silicio, azufre, argón, calcio, hierro, níquel, e incluso cromo y manganeso.

El asteroide que impactó tres veces

Científicos de la Universidad de Curtin han logrado averiguar datos inéditos del «gran bombardeo», un episodio de extrema violencia durante el que, hace cerca de 3.000 millones de años, las colisiones de decenas de miles de asteroides y meteoritos de todos los tamaños terminaron de dar forma al Sistema Solar. El estudio se acaba de publicar en Geochimica and Cosmochimica Acta, donde está disponible.

El avance científico ha sido posible tras el estudio de un meteorito de origen volcánico único en el mundo, recuperado hace unos años en Australia Occidental.

Hace ya siete años, los investigadores captaron con sus cámaras una bola de fuego cayendo sobre la llanura de Nullarbor, en el oeste de Australia. Tras una larga búsqueda, localizaron y recuperaron el meteorito, cuyas características únicas sugieren que procede de un gran asteroide que no había sido identificado hasta ahora.

Igual que otros meteoritos, el de Bunburra Rockhole está formado por basaltos, lo que indica que hubo actividad volcánica en el asteroide del que procede. Pero para ser volcánicamente activo, el asteroide original tuvo que ser muy grande, de varios cientos de kilómetros de diámetro como mínimo.

Fred Jourdan y sus colegas del departamento de Geología Aplicada de la Universidad de Curtin, creen que el meteorito guarda las pruebas físicas de una serie de impactos de asteroides sucedidos hace 3.400 millones de años.

21/8/14

Los enormes contrastes entre las lunas de Saturno, vistas por Cassini

Saturno tiene 62 satélites. Una de ellas, Titán, representa el 96 por ciento de toda la masa en órbita al planeta, seguida por un grupo de seis satélites medianos. El resto está compuesto por 55 pequeñas lunas y por los famosos anillos que rodean al gigante gaseoso.
Todo este contraste de 'mundos' que rodean el planeta se puede observar en la imagen tomada por la sonda Cassini, que muestra a Rea, uno de los seis satélites medianos, junto a Epitemeo, uno de los más pequeños. Además, al fondo, se puede ver a Saturno y su complicado sistema de anillos de hielo.

Aunque estas dos lunas parezcan estar cerca, es sólo un efecto de la perspectiva. Cuando se tomó esta imagen Cassini se encontraba a 1,2 millones de kilómetros de Rea y a 1,6 millones de kilómetros de Epimeteo, lo que significa que las lunas estaban a unos 400.000 kilómetros de distancia.

Confirman la presencia de moléculas orgánicas en las atmósferas de los cometas

Un equipo internacional de científicos, utilizando el Atacama Large Millimeter / submillimeter Array (ALMA) ha confirmado la presencia de moléculas orgánicas en las atmósferas de los cometas.
Gracias al potente telescopio, los expertos han obtenido imágenes en 3D de las atmósferas 'fantasmales' que rodean los cometas ISON y Lemmon. Estas nuevas observaciones han proporcionado pistas importantes sobre cómo y dónde se forjan los productos químicos que forman estos cuerpos, incluidos los compuestos orgánicos. Algunos de ellos, han recordado los científicos, son más antiguos que el Sistema Solar.
Por ello, la comprensión de su composición química única podría revelar mucho sobre el nacimiento de la Tierra y el origen de los compuestos orgánicos, que son los componentes básicos de la vida. "Hemos logrado una importante cartografía de las moléculas del cometa que ayudarán a entender su naturaleza", ha explicado el jefe del equipo Martin Cordiner.
Las observaciones de ALMA se obtuvieron mediante la combinación de las imágenes en dos dimensiones en alta resolución de los cometas, con los espectros obtenidos a partir de tres moléculas orgánicas importantes: cianuro de hidrógeno (HCN), isocianuro de hidrógeno (HNC) y formaldehído (H2CO). Estos espectros se midieron en cada punto en cada imagen.

China lanzará a finales de año su primer satélite lunar recuperable

El Gobierno chino ha anunciado para finales de este año el lanzamiento de su primer satélite lunar recuperable, es decir, que regresará a la Tierra después de la misión.
En un comunicado hecho público por la Administración Estatal de Ciencia, Tecnología e Industria para la Defensa Nacional (SASTIND), se destaca el gran avance realizado para este aparato, que deberá soportar las altas temperaturas que se desarrollan cuando una sonda vuelve a entrar en la atmósfera del planeta.

China ve su programa espacial, en el que ha invertido miles de millones de dólares, como un marcador de su creciente estatura global, así como la evidencia del éxito del Partido Comunista gobernante.

Con este nuevo orbitador pondrá a prueba la tecnología china. Pero, además, el objetivo de esta misión es recoger muestras de la superficie de la Luna. Con esta nave, el país asiático continúa con su proyecto Chang'e, formado por diferentes misiones, todas relacionadas con el estudio del satélite. Ésta será la quinta operación realizada bajo este nombre.

20/8/14

Grandes y potentes tormentas arrasan la superficie de Urano

Varias tormentas de gran tamaño han arrasado la superficie de Urano, según han informado científicos del Observatorio Keck de Hawaii, quienes han explicado que los fenómenos son tan potentes que pueden ser vistos fácilmente con telescopios desde la Tierra.
Los expertos han explicado que las nubes de la superficie del planeta se han arremolinado y han crecido los vientos, que están siendo impulsados por corrientes masivas en chorro que rodean Urano. "Estamos sorprendidos", han señalado los miembros del equipo en un comunicado, en el que han calificado lo observado como "un evento monstruoso".

Urano cuenta con una gruesa atmósfera con vientos que soplan a unos 900 kilómetros por hora. Además, registra tormentas masivas que podrían engullir continentes de la Tierra y temperaturas que alcanzan los -220 °C. Los científicos creen que la extraña inclinación del planeta es la razón detrás de este sistema de clima extremo.
La Tierra tiene estaciones debido a que el eje se inclina (unos 23 grados sobre el plano), y el hemisferio que está inclinado hacia el Sol tiene más luz que el de la región que queda más alejada. En el caso de Urano, el eje puede llegar a inclinarse hasta los 98 grados, lo que provoca durante casi un cuarto de año de Urano --el equivalente a 84 años de la Tierra-- el sol brille directamente sobre cada polo.